(2018-05-04) Miles de afectadas por el anticonceptivo Essure siguen con su lucha diaria: "Los médicos nos toman por locas"

El cese de la comercialización en toda Europa del anticonceptivo permanente Essure —de la químico-farmacéutica alemana Bayer— el pasado mes de septiembre no ha terminado con los problemas que acarrea en la vida diaria de miles de mujeres que optaron por este método para no tener más descendencia. Mayores de 40, con dos, tres o más hijos o que estuvieran convencidas de no querer ser madres: este era el perfil idóneo para una mujer-Essure.

"Es inocuo, lleva una composición hipoalergénica, apenas tiene efectos secundarios y no hay que pasar por el quirófano", aseguraban los facultativos. Pero la realidad vivida por más de 1.400 mujeres españolas —dato de las registradas en la Plataforma Libres de Essure—, de las 80.000 que contabilizan que lo llevan en toda España, es totalmente diferente.

Hemorragias internas, ciática, caídas de pelo, inflamaciones de abdomen, dolores articulares, calambres, picores, embarazos no deseados y ectópicos, y aumento de peso: hasta más de 20 kilos en algunos casos. Estos síntomas —que a veces solo se pasan con morfina— les ayudan a descubrir una patología común a través de internet. Y es que todas sufren las mismas (o similares) dolencias, pero ningún medico —a los que han acudido en repetidas ocasiones y cuyas pruebas dan perfectas— las relaciona con el anticonceptivo. Hoy siguen llegando mujeres a la plataforma y "muchas otras todavía no saben a qué se deben sus dolores, y son por el Essure".

"En el mejor de los casos solo te quitan las trompas"

Así lo denuncia Elisa Fornés, afectada y administradora de Libres de Essure en la Comunidad de Madrid, que achaca esta problemática a la "desinformación" y "negación" de los médicos: "Tenemos que aguantar que nos tomen por locas, que digan que nos lo estamos inventando. Al final las familias tampoco lo entienden y psicológicamente es devastador". El Essure es una espiral de titanio, níquel y fibras de polietilentereftalato (PET) que se utiliza como método anticonceptivo no reversible a través de la introducción de ese cuerpo extraño en las trompas de Falopio que las obstruye evitando embarazo.

SEGUIR LEYENDO